10 playas para desconectar sin gente

Ahora que tanto valoramos esa distancia de seguridad y a la vez, la posibilidad de disfrutar de los típicos paisajes de costa, es cuando nos preguntamos ¿existirán playas en las que apenas me encuentre a alguien?

Parece una utopía pero la respuesta es: SÍ. EXISTEN. Y es posible que una de ellas se encuentre muy cerca del lugar en el que tú te encuentras, o donde tenías pensado pasar este verano.

Si quieres saber dónde puedes tirar la toalla y plantar la sombrilla sin encontrarte casi a nadie, no puedes perderte de vista esta selección de las 10 mejores playas para desconectar. Rincones paradisíacos que seguramente hasta hoy, ni siquiera sabías que existían.

¿Te vienes a disfrutar de nuestra costa?

Playa de Cofete (Fuerteventura)

Leimenide-FLICKR

Leimenide-FLICKR

Comenzamos en esta isla para enseñarte uno de los rincones en los que no hay rastro de actividad urbanística y por tanto, no es muy frecuente encontrar a bañistas.

Sin embargo, llegar a ella te ofrecerá una de las mejores panorámicas que imagines, silencio y tranquilidad, así como una gran extensión de 13 kilómetros que hará que en el caso de que haya alguna persona más, estés a buena distancia.

Playa de Baladrar (Alicante)

Marcela Escandell-FLICKR

Marcela Escandell-FLICKR

Todos conocemos la estampa de las playas del Levante español, plagadas de gente y en las que apenas cabe una toalla más, ¿verdad? Pues no todo es así.

Y es que en la provincia de Alicante nos encontramos con un auténtico paraíso del descanso y la tranquilidad en una playa en la que la panorámica está compartida entre los acantilados, una roca llamada La Polida, y el azul del mar. Si quieres ir en transporte público o en coche, puedes hacerlo.

Playa de los Muertos (Almería)

Pablo-FLICKR

Pablo-FLICKR

Esta es una de las playas más conocidas de toda nuestra lista. Y si es tan conocida, ¿por qué es buena para desconectar y no encontrar a demasiada gente? La respuesta la encuentras en el camino de llegada a esta auténtica joya natural.

El sendero que hay que recorrer no es pequeño, y eso es lo que crea algo de reticencia a la hora de visitarlo. Sin embargo, nosotros te recomendamos que lo recorras porque la recompensa es increíble. Un kilómetro de arena acompañada de las distintas tonalidades del agua, y las rocas volcánicas. ¡Una pasada!

Playa del Silencio (Asturias)

Jaime González-FLICKR

Jaime González-FLICKR

Le pasa lo mismo que a la anterior. Es una de las playas más conocidas de Asturias por su increíble belleza, pero sin embargo, son pocos los que se atreven a llegar a este trocito natural con encanto.

Como es un espacio de difícil acceso, no encontrarás demasiados turistas con ganas de extender aquí su toalla. Nosotros te la recomendamos especialmente al atardecer, donde el ambiente que te envolverá es digno de disfrutar.

Cala Futadera (Girona)

Abel Cerezuela Sanjulián-FLICKR

Abel Cerezuela Sanjulián-FLICKR

Una de las playas con más encanto que puedas disfrutar en esta provincia catalana. Muestra de majestuosidad de la naturaleza, es un trocito completamente virgen que se encuentra en la carretera que va hacia Sant Feliu.

Un espacio protegido por un imponente acantilado en el que apenas encontrarás gente ya que no es muy conocida. Para acceder a ella, hay que bajar unas escaleras y en caso de visitarla, te recomendamos que sea por la mañana que es cuando da el sol.

Cala en Basset (Mallorca)

Christoph Strässler-FLICKR

Christoph Strässler-FLICKR

Parece mentira que en la isla de Mallorca quede algún rincón sin explorar, y nos hemos sorprendido mucho al encontrar este espacio completamente desértico.

Sólo se puede acceder a ella vía marítima, lo que hace que sea todavía menos accesible, aunque los más valientes van a poder disfrutar de ella en un paseo de entre 45 minutos y una hora por un bosque y espacios rocosos. ¿De qué manera prefieres hacerlo tú? Lo que es seguro es que la recompensa será increíble.

Playa Charco Azul (El Hierro)

Juan Fco. Marrero-FLICKR

Juan Fco. Marrero-FLICKR

Hay que ver lo caprichosa que es la naturaleza. Y prueba de ello es lo que nos encontramos en este rincón de la isla de El Hierro que le debe su nombre al intenso y puro color de sus aguas.

Bañarse en esta playa, significa hacerlo en una pequeña piscina natural dentro de una cueva típicamente volcánica. Un baño muy exclusivo que no muchos turistas conocen.

Cala Macarelleta (Menorca)

Miguel Escobar Gómez-FLICKR

Miguel Escobar Gómez-FLICKR

Es la hermana pequeña de Cala Macarella y cuenta con muchos menos servicios, lo que hace que los turistas que quieren pasar una cómoda jornada, prefieran la de mayor tamaño.

Es por eso que tu opción para desconectar es este trocito menorquín en el que las aguas cristalinas y la arena fina y blanca te darán la bienvenida. Eso sí, acuérdate de llevar la comida ya que no tiene restaurante.

Torre del Pino (Málaga)

Por los caminos de Málaga-FLICKR

Por los caminos de Málaga-FLICKR

Muy cerquita de Nerja nos encontramos con un paraíso que podrás disfrutar casi en soledad. Un emplazamiento con encanto hecho de arena y guijarros que deja espacio para que plantes tu toalla y disfrutes de los pocos lugares casi desiertos de la costa malagueña.

Además, si te gusta bucear o hacer snórkel, es un lugar ideal debido a la claridad de sus aguas donde si te adentras un poco, puedes descubrir numerosas cuevas subterráneas.

Playa de El Golfet (Girona)

Asier Sarasua Aranberri-FLICKR

Asier Sarasua Aranberri-FLICKR

Ha estado escondida durante mucho tiempo, pasando casi desapercibida por la mayoría de los turistas que vienen buscando la tranquilidad y el silencio.

Aunque en la actualidad ya hay carteles que desvelan un poco este tesoro natural, la playa sigue siendo casi desértica para la mayoría, y por eso, antes de que sea demasiado conocida, te animamos a que vayas a conocerla.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Te ayudamos? 91 790 790